Hace unos meses, Educarlex comenzó a trabajar con una entidad en otros ámbitos socioeducativos como la formación ELE para personas inmigrantes. Nuestro educador social, Alejandro Urrutia fue el encargado de llevar a cabo dicha formación y proceso. La toma de contacto, evaluación y proceso del mismo, la centraremos en el siguiente artículo. Esta entrada tiene sin embargo el firme propósito de informar sobre la prueba de nacionalidad para personas inmigrantes: CCSE y DELE. 

En los últimos años, las personas extranjeras que quieran y tengan que optar a la nacionalidad española, deben superar un examen oficial que les permita acreditar ante las administraciones un grado suficiente de conocimiento de la cultura e historia española, un manejo del idioma español y por consiguiente, su nivel de integración en la sociedad. Ahora bien, ¿en qué consisten dichas pruebas de nivel?

Prueba DELE y CCSE


Los diplomas de español DELE son títulos oficiales que acreditan un correcto nivel de competencia y dominio del idioma español. La entidad responsable de otorgar dichos diplomas es el Instituto Cervantes. Esta prueba es única para las personas extranjeras cuya lengua materna no sea el castellano y deberán optar por tanto a un nivel acreditativo de A2 o superior.

Este diploma acredita que el candidato es capaz de comprender frases y expresiones cotidianas de uso frecuente relacionadas con áreas de experiencia que le son especialmente relevantes (información básica sobre sí mismo y su familia, compras, lugares de interés, ocupaciones, etc). Los certificados DELE son reconocidos internacionalmente y son muy valorados entre las instituciones y administraciones tanto públicas como privadas, ya que son una garantía de dominio en las competencias lingüísticas del castellano, posibilitando y facilitando de esa forma la promoción laboral y el acceso a la educación.

El certificado CCSE otorga una serie de conocimientos constitucionales y socioculturales de España, evaluando el grado de conocimiento de la Constitución, acontecimientos históricos o de la realidad social y cultural, siendo uno de los requisitos establecidos para la concesión de la nacionalidad española para sefardíes originarios de España y para los residentes, según corresponda.

Esperando haber aclarado las dudas concernientes a dichas pruebas, en próximas entradas publicaremos la experiencia de nuestro educador social en dicho ámbito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *